martes, 5 de julio de 2011

F5



Me di cuenta de lo colgado que dejé este blog y así voy sumando cosas a la larga lista de intereses inconclusos, ya sea deporte, estudio, mujeres, etc.

Tomarse el tiempo para escribir y renovar este palabrerío sin sentido cuesta che. Entre la tesis, el laburo, el freelo, el diseño y el chamullo poco tiempo me queda para el blog, lo tengo descuidado como a una novia sin ganas de ir a marcar.

Hoy escribo de nuevo llenando este espacio con esta breve historia, ya que a la cabeza no me viene otra cosa, no sé si me quedé sin historias o soy demasiado haragán para esto, capaz que si me pagasen lo actualizaría cada 20 minutos, pero no.

En este período sin actualización no me pasaron grandes cosas como para contar -creo yo- no soy tan divertido había sido, pensar que en mi infancia era un niño tan feliz y chistoso lleno de energía, lo único que me queda de ese niño es la rompebolés.

Este era yo



Y ahora este soy yo


¿Cambié algo?

2 comentarios:

  1. no cambiaste nada markymar.. lo mismo te quiero...

    ResponderEliminar
  2. estas pelado nomas jaja

    ResponderEliminar